jueves, 20 de septiembre de 2018

No pensé que el reciclaje de un botecito de cristal de tomate se convirtiese en una artesanía muy muy especial





Pues como bien dice el título de esta entrada, jamás pensé que un botecito de tomate se convirtiese en un florero tan tan especial...UN REGALO PARA MI MADRE, por su 82 cumpleaños...qué feliz le hizo, lo ha puesto en su mesita de noche.
Tenía muchas ganas de realizar unas varas de lavanda, a ella se las hice en roja y blanca, sus colores favoritos, y mirar por dónde se presentó la ocasión para hacerlas.
Siguiendo el tutorial del blog La maleta de rayas (es dónde las vi hacer), conseguí realizarlas, bueno, sinceramente, necesito mucha práctica para que me salgan tan bonitas como a ella, me tienen enamoradita.

Con ello participo en:

  • el Nifty Thrifty Sunday#353 del blog de Sabrina




    Encuentra tu idioma para entender lo que te describo